Google+ Badge

viernes, 7 de noviembre de 2014

La moneda perdida



LA MONEDA PERDIDA

Y si una mujer pierde una moneda de las diez que tiene, ¿no enciende una lámpara, barre la casa y busca cuidadosamente hasta que la encuentra?

Y apenas la encuentra, reúne a sus amigas y vecinas y les dice:
Alégrense conmigo, porque hallé la moneda que se me había perdido.
De igual manera, yo se lo digo, hay alegría  entre los ángeles de Dios por un solo pecador que se convierte" (Lucas 15.8-10) 

No hay comentarios.:

Publicar un comentario