Google+ Badge

martes, 18 de noviembre de 2014

Nada alegra al Padre tanto como la alegría del hijo, nunca entendí la fe sin la alegría, nunca entendí el castigo ni la culpa


No hay comentarios.:

Publicar un comentario