lunes, 28 de diciembre de 2015

Se que la palabra no es el hecho...


1 comentario:

  1. Como todo forma una unidad, las palabras pueden ser el comienzo de algo. Y de la nada a algo hay una grandiosidad.
    Si viéramos esa unidad, no diríamos que las palabras no pueden describir la realidad. Ya que por lo menos, forman parte de ella.
    El problema de las palabras, es que generalmente van detrás de la realidad. Cuando decimos que amamos a uno, esas palabras ya son viejas, pues ha habido un tiempo entre la experiencia del amor y su comunicación mediante palabras.
    La maravilla es cuando las palabras y la acción son la misma cosa, sin tiempo.

    ResponderEliminar